Centauros de San Jorge

INSIGNIA

 

(500x500) Centauros de San Jorge


FOTOGRAFÍA

77954_289851624461286_368530_o


RESEÑA HISTÓRICA

Nuestro grupo nace el año 1978, contando sólo con la rama Tropa Impeesa, que estaba constituída por 4 patrullas (Castores, Leopardos, Pumas y Cóndores).

La compañía Aves de Kenya por su parte se formó a principios de los ochenta con una sola patrulla, la actual alta patrulla, Gacelas. Durante esa década además se formaron la rama de Alitas (bandada Rayén Mahuida de las Golondrinas), la manada Tanguinguara y el Clan de Ruta Kenyahuantú.

En la década del 90 el grupo funcionó en el Hogar de Cristo ubicado en la calle Pío XII, en San Bernardo. Durante los 20 años que el grupo GGSCSJ tuvo como sede aquel lugar se sentaron bases sólidas y permanentes de compromiso con la comunidad participando en actividades vecinales. A nivel comunal el GGSCSJ se posicionó como uno de los 3 grupos scout más numerosos y de mayor impacto en San Bernardo. Todo ese ambiente positivo favoreció el surgimiento de una mística que combina el pluralismo y capacidad de provocar cambios.

En 1998, debido a que el Hogar de Cristo necesitaba construir  piezas para los ancianos autovalentes, el grupo fue trasladado a otra sede del Hogar en San Bernardo, ubicada en la calle Barros Arana. El GGSCSJ permaneció allí durante 2 años. Nuevamente, debido a que el Hogar de Cristo debía construir casas de acogida, el grupo tuvo que trasladarse a la Asociación de Industrias de San Bernardo, ubicada en la calle Portales. En ese lugar el GGSCSJ se abrió a una nueva comunidad lo cual reafirmó su espíritu pluralista estableciendo fuerte vínculos con el nuevo ambiente en que se debió desenvolver el grupo.

Sólo un corto período duró la etapa de la Asociación de Industrias, pues se requería un lugar más adecuado para el desarrollo pleno de todas las ramas del grupo. El Colegio Sebastián Elcano a mediados de 1999 fue el lugar en que el grupo se volvió a consolidar como un espacio de crecimiento en torno a los valores del movimiento scout. Por problemas de administración del Colegio el año  2002 el GGSCSJ debió abandonar esas dependencias.

A fines de 2002 el grupo arrendó, por unos meses, un hogar de Niñas ubicado en la calle Balmaceda. En ese lugar se desarrollaron actividades y el GGSCSJ comenzó a tomar fuerzas nuevamente, a pesar de que la falta de estabilidad y la considerable baja en la asistencia mellaron de manera profunda la continuidad en la práctica correcta de los valores scout. Pese a eso el grupo siguió adelante y logró sortear esa nueva crisis.

El año 2003 el grupo no era capaz de financiar la estadía de ese hogar, por lo que se trasladó momentáneamente al Campus Quimey (Instituto Sagrado Corazón), donde se logró rearmar las ramas menores, que se disolvieron después de la salida del colegio Sebastián Elcano,  ahora no como lobatos y golondrinas, sino como la manada mixta. Los problemas se suscitaron al no generarse un sentimiento de pertenencia ya que no se podían construir locales para las unidades además de que se debía pagar cada día sábado para poder entrar al campus y participar así en los scouts.

Comenzó el invierno del año 2003 y era casi imposible para los niños estar en el campus, el frío y las lluvias hicieron que las actividades se tuvieran que suspender frecuentemente por los que los niños poco a poco emigraron del grupo. El Liceo para Adultos Pucará, ubicado en la calle Bulnes, fue el siguiente lugar de destino del GGSCSJ, con poco espacio y sin tener condiciones mínimas para desarrollar actividades de manera apropiada el grupo duró en ese lugar hasta principios del año 2005.

Sin dejar que la poca asistencia y la falta de medios impidiera la realización de actividades, el grupo continúo realizando los campamentos de invierno y verano, además se continúo la tarea de generar vínculos con la sociedad comunal que cada vez fueron menos valorados.

El año 2005 la sede vecinal Reina del Aire, ubicada en la calle Buenos Aires, acogió la iniciativa de un trabajo conjunto.

En el año 2006 el GGSCSJ envío una carta para el colegio san Bernardo, ubicado en Barros Arana donde estuvieron hasta el terremoto del 2010 donde por cuestiones de reparación de la institución los derivaron a la escuela básica libertador Bernardo O’Higgins, el cambio de institución provoco una nueva baja de integrantes tanto de dirigentes como beneficiarios quedando 8 personas aproximadamente, que dentro de los factores más significativos fueron los frecuentes asaltos y malas gestiones de los responsables de rama, por lo que se realizaron actividades solo un año en ese establecimiento, para el 2011, estuvimos un tiempo en el liceo de hombres, pero debido a los paros, fueron los propios alumnos que no nos dejaron hacer actividades, de esta forma estuvimos unos meses realizando las actividades en la plaza guarello, finalmente la corporación chasqui ubicada en Arturo Prat #9 nos dio un espacio físico para establecernos hasta el 2012.

A mediados del 2012 por espacio decidimos ubicarnos en la plaza “de la lata” en donde estuvimos por 1 año, y a mediados del 2013 gracias al trabajo de dirigentes y guiadoras en conjunto, se logra hacer actividades el en instituto corintio, fue un proyecto de dos responsables, Norma Ramos y Hernán Ramos, en donde gracias a que el establecicmiento nos da estabilidad en octubre de la fecha pudimos reabrir a la manada Tanguinguara, dejando a Javiera Salfate como responsable de esa unidad.

 

 

¡Comenta!

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *